martes, diciembre 18, 2007

Self

boomp3.com


Tengo una incapacidad patológica de dar(te) mi yo;
soy una egoísta sin remedio.


Me aprovecho de tus gemidos emigrantes del oído electrónico/

te regalo mi orgasmo perfecto, y sigue siendo mío/
podría torcer mi cuerpo pero no mi ser/
podría darme por vencida y
simplemente
regalarte mi persona completa.


Si todo fuera tan fácil nada en esta tierra dolería tanto,
pero no tendríamos cicatrices para intentar vendarlas con la piel del otro.

sábado, diciembre 08, 2007

Carbón

boomp3.com


Tengo unas ganas locas de dejar en pausa por un milisegundo el cerebro, a ver si inventan una anestesia para la razón, a ver si con todo eso se me quita lo que tengo dentro... que me hace sentir tan bien como me destruye, porque no se puede vivir de sueños. ¿Por qué no se puede vivir de sueños?

Avisaré cuando pueda tirar lejos la suma de delirios y pseudoalucinaciones auditivas -mal llamada recuerdos- que me arden en la piel, cuando deje de atiborrarme de sensaciones agudas, de aturdidoras espinas, de misteriosos roces.

miércoles, diciembre 05, 2007

El título es lo de menos

boomp3.com


Eres un ser mundano y no extraño tu forma superficial de ver la vida. Eres una persona extremadamente autorreferente pero así y todo te comprendo. Eres un ser muy inquieto, o al menos solías serlo. Eso sí lo extraño en ti.

También extraño tu ternura. Sí, porque no te importaba que se te viera en los ojos, mientras ahora te escondes súbitamente y ríes de forma mezquina. Extraño quizás un tanto tu incertidumbre, que te hacía pensar mirando las estrellas hace tantos años... entre esas persianas abiertas de la ventana que da al mar. Eras un ser incesante y soñador, a veces extraño eso de ti. Eres ahora un personaje pensador y es algo que al menos no has cambiado, aunque desgraciadamente sí cambiaste lo que te quitaba el sueño. Extraño tu risa de dientes dispares, de arcadas mal posicionadas.

Fuiste en algún momento una persona sigilosa y precavida y aún lo eres, pero a eso le añadiste desconfianza. Como si tu período de confianza básica simplemente se haya transformado en todo lo contrario. Es así que tampoco voy a extrañar tu incapacidad de decir NO.

De alguna u otra forma consigo acomodarme dentro de los ensimismados sueños que tienes cuando cruzas la vida. De alguna u otra forma todavía consigo verme reflejada en ti, y por lo mismo a veces me río y otras tantas me disgusto, de ver tu rostro cansado, de sentirte lejos cuando deberías estar frente a mí.